post

Decoración Feng Shui en el dormitorio

decoración con feng shui

Todos hemos escuchado hablar sobre la decoración Feng Shui, una aplicación de la doctrina taoista que trata sobre la armonía y la mejora de la existencia a través del empleo de colores que suponen buenas vibraciones. Es de origen chino y aunque muy difundida en Occidente, se considera una pseudociencia. Para algunos tiene gran importancia y para otros, como sucede en todos, no tiene efecto alguno.

Desde Ambientes.es, nos gusta traerles todo lo que suponga una opción, según el gusto de cada uno a la hora de decorar por ello hoy les contamos sobre la aplicación del Feng Shui en el dormitorio, conociendo las cualidades de los colores primarios que esta disciplina estética considera importantes para una energía positiva que se puede aprovechar también en el área del dormitorio.

Decoración Feng Shui en Rojo, el rojo es un color vibrante y provocativo que empleado en la decoración da una imagen energética de vigor y fuerza, aumenta en aquel que vive o trabaja o en este caso duerme y habita en el dormitorio, confianza y autoestima. Es un color que potencia el vigor sexual, es ideal cuando estás pensando en retomar la pasión de una relación, cuando se quiere mantener armonía en el dormitorio y cuando ambos están ansiosos del disfrute mutuo. Para no convertir el rojo en un color que los mantenga constantemente en exaltación, hay que amortiguar su fuerza combinando con otros colores como el blanco, el azul, el verde.

Decoración Feng Shui con naranja, a todos nos entusiasma el color naranja, porque siempre nos provoca el recuerdo de la naturaleza, el aroma de los veranos y aún de los colores de un paisaje de otoño. En el Feng Shui se considera el naranja, el color de la sabiduría y el que promueve un estado se calma y serenidad. Es ideal en el dormitorio de aquellas personas que disfrutan de la calma, que se retiran a leer y disfrutar de la música o solo descansar, eso no implica que no sea un color ideal para la pareja, que también las parejas pueden aprovechar este color,, sobretodo cuando están enfrentando una etapa difícil agregar toques de naranja en la decoración, puede promover el entendimiento y la calma.

Decoración Feng Shui con amarillo, éste es un color optimista para entusiastas, es el color ideal para el dormitorio de los niños porque resulta un color beneficioso si son niños timidos y porque promueve la creatividad. Decorar el dormitorio infantil con amarillo sobretodo en el área donde los niños suelen hacer la tarea, resulta una manera fácil y atractiva de promover en ellos la atención y la creatividad.

Decoración Feng Shui con verde, el verde es un color renovador, así que es ideal para las habitaciones de los chicos de casa, porque promueve la camadería y la amistad, ideal para las habitaciones que comparten dos o más niños y para el matrimonio porque siempre les hará sentir calma y sensibilidad hacia los que les rodean.

Decoración Feng Shui con azul, es el color de la meditación y del autoconocimiento, es perfecto para las habitaciones de quienes duermen solos y para las áreas de estudio y biblioteca. Es ideal para los que disfrutan de la creatividad y la calma, que disfrutan del relax en casa y de los que gustan de las actividades manuales.

Con menos frecuencia se recurre en la decoración Feng Shui otros colores pero el color añil suele ser uno de los preferidos de los que se salen, del esquema de colores básicos, porque es un color que su sola apariencia transmite sinceridad y que es ideal para los que tienen problemas de timidez. Es el color perfecto para los salones, para los pasillos y para las áreas de trabajo como la lavandería o la cocina.

Es importante si lo que quieres es obtener buenas  vibraciones, tener en cuenta qué es lo que se espera de la decoración y a partir de ahí elegir el color que más se identifica con su personalidad y con los sentimientos que quiere promover en cada rincón del hogar. Toda la energía puede funcionar, pero también es cierto que es decoración, tu pones lo que realmente cuenta, tu positivismo y tu entusiasmo, así que manos a la obra.