post

La decoración de la habitación influye en la pareja

Decorar la habitación de matrimonio puede traer muchos quebraderos a las parejas, sobre todo a las que acaban de mudarse juntas o se preparan para hacerlo. A mi me gusta el azul, a mi el verde entre otras muchas cosas son motivos de disputa a la hora de elegir colores para pintar y decorar una habitación.Habitacion_cama_matrimonial2Lo mejor que se puede hacer y yo intento la mayoría de las veces es llegar a un acuerdo. Este mueble tú le quieres de una forma pero yo el espejo de otra, así que se queda en empate técnico, cada uno elige algo. Si no queremos que la sangre llegue al río y la disputa es por colores se pude optar por elegir un color que guste a ambos.

Cama de matrimonio o camas individuales

Esta duda asalta a muchas parejas modernas a la hora de decorar su dormitorio. Bien es cierto que la mayoría de las parejas, sobre todo jóvenes optan por comprar una cama de matrimonio ya que la cercanía total y absoluta les hace sentirse más seguros en su relación.

Si te decides por una cama de matrimonio siempre tienes la opción de si eres el friolero de la relación calentarte los pies con los de tu pareja. Aunque parezca una tontería esto es un elemento a tener en cuenta a la hora de elegir. Los ronquidos de tu pareja pueden hacerte desear una cama individual para poder descansar mejor, pero estando unidas o muy cercanas para no perder el contacto si así se desea.

Ambas son buenas opciones si se tiene claro que el dormir en una cama individual o en una de matrimonio no significa que la pareja tenga un mayor amor o uno menor que otras parejas. Simplemente, cada uno busca sus preferencias y su comodidad.

La mejor forma de colocar los muebles

Es de vital importancia que los muebles estén bien colocados para que el ambiente de pareja sea correcto. Por ejemplo, la cama de matrimonio siempre debe ir en medio de la pared dejando un espacio a ambos lados en los que quepa una mesita de noche para cada uno en la que guardar objetos personales.

Es interesante si se tiene una habitación grande dejar la silla o los muebles lo más alejados posible del armario para evitar la tentación de dejar la ropa allí y recogerla más tarde.